Cerro Gavilán - Loma del Daire

Cerro Gavilán - Loma del Daire


Competa, Málaga


DESCRIPCIÓN


 Recorrido de baja montaña sin aspiraciones de grandes cumbres, que enlaza Competa con el cortijo que fue Alquería de El Daire. Este es fácilmente accesible por la pista forestal, que proponemos de vuelta, pero más interesante por las veredas y sendas descritas que, por multitud de collados, crestean un sector suave de la Sierra Almijara.
El punto de partida de este itinerario lo establecemos en el paraje de El Portichuelo (650m.), que alcanzamos por la carretera hacia Torrox. Allí tomamos el carril de la urbanización El Tejarejo o Cruz del Monte, pista forestal que accede a una zona densamente edificada de chalets. Pronto se atraviesa un denso pinar hasta coronar el Puerto del Collado (910 m.), al norte del Cerro Juliana, que es un interesante mirador de este sector de la Almijara. Dejamos la pista principal y hacia el norte tomamos un camino en peor estado que asciende hacia el Peñón de los Calimacos y al Collado de Huerta Grande (1.044 m.), donde nos incorporamos al camino ganadero que viene desde Cómpeta por el Barranco Secanillo. Por una senda en la divisoria de aguas alcanzamos el Cerro Gavilán (1.137 m.), inconfundible por su caseta de vigilancia forestal, si bien el carril lo bordea hasta el Collado Moyano (1.041 m), que alcanzamos para llegar a la zona conocida como Cruz de Canillas (1.067 m.). En este lugar se unen las dos vías pecuarias que desde Cómpeta y Canillas de Albaida se dirigen a Granada. Desde aquí observamos los cercanos Cerro Atalaya (cuchillo rocoso muy característico) y Cerro Verde (vértice geodésico de 1.326 m.). Ahora un recorrido casi llano nos lleva a la Venta de María Guerrero, a la Venta de Pradillos y a la Venta de Cándido, ruinas que jalonan un camino de arriería de vital importancia en el pasado. El camino baja para coincidir con el Barranco de Juan Rojo, y corona después en Puerto Blanquillo (1.208m.), importante nudo de caminos e itinerarios. Desde este lugar tomamos una senda que se dirige bajando hacia el sureste por el Collado de los Hornillos (1.198 m.), punto desde el que descendemos siempre en una senda destacada por la cuenca del Arroyo Majadillas, hacia la Loma del Daire. Al llegar a la pista o carril nos dirigimos al Cortijo del Daire (880 m.) en el centro del valle del Barranco Moreno, cabecera del Río Torrox o Patamalara. De vuelta retomamos la misma pista forestal, que pasando por la Fuente de Los Pradillos va a la Casa de la Mina, cortijo a cuyo lado se ha construido un hotel. Esta sería la última estación del itinerario, a partir de la cual volvemos hacia el Puerto del Collado, en dirección a Cómpeta. 

El Collado
 

Desde aquí se pueden contemplar algunas vistas de la hoya donde se encuentra la Casa de la Mina y el Hotel-Rural del Ayuntamiento de Cómpeta, que serán el punto final de este itinerario. También se puede contemplar una hermosa vista de la Sierra de Almijara como son Las Lomas de la Mota, Raspón de los Moriscos, Cerro de las 3 Cruces y Cerro Verde.
En el paraje de la Cruz del Monte nos encontramos un pinar de pino negral acompañado de matorral en el que abundan romeros, tomillos y enebros.
La comunidad de reptiles está caracterizada por especies como el lagarto ocelado, la coronela meridional y la culebra de escalera, y aves como el águila calzada, el  águila perdicera, el cernícalo y la cogujada montesina, entre otros. De los mamíferos, la presencia de gineta  y zorro debe centrar nuestra atención.   

Cerro Gavilán
 

Desde su cima, donde se encuentra un puesto de vigilancia contra incendios, se divisan hermosas vistas de la Axarquía, siendo especialmente notable la falda sur de Sierra Almijara, en la que destaca en primer término el cónico pico del Raspón de los Moriscos. Por el camino podemos observar a la izquierda el Cerro Atalaya (1.250 m), muy característico por su forma cónica, rematado por una especie de domo rocoso a cuyos pies se extienden faldas de canchales.
Ya en la cima del Cerro Gavilán encontramos, junto a un bosquete de pino negral, un matorral de aulagas, espinos, romeros y enebros.  

Las Ventas
 

Cruzamos algunas vaguadas que corresponden a desagües de escorrentía. En los alrededores de la Venta de los Pradillos destaca la humedad del suelo, debido a las venas de aguas que dan nacimiento al Arroyo de los Pradillos, quedan como testimonio de mayores caudales la presencia de pequeños saltos y pilancones pulimentados, producto de la erosión fluvial. Por toda la zona se contemplan pinos negrales formando bosques aclarados y en raras ocasiones más densos, con un sotobosque muy similar al punto anterior.
Entre las aves en esta zona hay que mencionar la presencia de especies como el escribano montesino, el pardillo común, la tarabilla, la cogujada montesina, la curruca rabilarga y la perdiz. Entre los mamíferos cabe destacar el zorro y la garduña. 

Collado de los Hornillos
 

Continuamos por mármoles de tono blanquecino. Estos aparecen fuertemente diaclasados  y, en los alrededores del Collado, alcanza un alto nivel de astillamiento, dando lugar a canturriales y arenas sacaroideas que se depositan en la misma senda, haciéndola más blanda al andar.
Por el camino vamos pasando por un pinar clareado de pino resinero. En cuanto a la fauna, la comunidad de aves es similar a la presenciada en la zona anterior y la comunidad de mamíferos se encuentra representada por conejos, zorros y cabras monteses. 

Loma del Daire
 

El topónimo “Daire” alude a una comunidad cristiana organizada en tomo a un pequeño monasterio que debió estar emplazada en sus alrededores.
Los grupos mozárabes fueron muy importantes y numerosos hasta el siglo XI en toda la comarca de La Axarquía, y buscaron refugio e independencia en los Montes de Málaga y las sierras Tejeda y Almijara, por sus condiciones de una accidentada orografía, favoreciendo la supervivencia de las comunidades de carácter aldeano y de formas lingüísticas arcaicas, que posteriormente fueron incorporadas, mantenidas y adaptadas durante la ocupación y desarrollo del Islam en estas tierras. En los inicios del segundo cuarto del siglo XIII estas comunidades ya habían desaparecido, ante un proceso de aculturación o conversión a la religión islámica, pero estos topónimos han pervivido como testimonio de la existencia de estas poblaciones mozárabes.
A la izquierda se elevan las laderas aplomadas de las Lomas de la Mota, pertenecientes a la cadena del Cerro Lucero, en cuya base se encuentra una fuente. Más abajo se alza la Loma del Daire, en cuya cima se distingue el Cortijo del Daire. 

Casa de la Mina
 

Por el camino de vuelta encontramos algunas fuentes, como la Fuente de los Pradillos, en cuyo entorno la escorrentía ha ido formando paredes de tobas y travertinos. Es destacable así mismo la existencia de antiguas caleras abandonadas, donde se fabricaba cal por calcinación de los mármoles. La Casa de la Mina se encuentra situada en el flanco de un importante anticlinal.

Será posible observar entre los reptiles especies como el lagarto ocelado, la coronela meridional y la culebra de escalera, y aves como el águila calzada, el águila perdicera, el cernícalo, la cogujada montesina, la curruca rabilarga, la collalba rubia, la collalba negra, el herrerillo, el carbonero y el roquero solitario. De los mamíferos, la presencia de gineta, comadreja, jabalí, zorro y garduña debe centrar nuestra atención. Estas dos últimas especies se encuentran ampliamente distribuidas por Sierra Almijara, ocupando desde los pisos basales hasta las cotas más altas de la sierra.

Buscador





Ruralsierrasol.es todos los derechos reservados, Rural Sierra y Sol Camino de la Estación, 6 / Tel. 952 071 216 / Fax 952 274 331 / 29710 - Periana (Málaga). CIF B-92753649 CIAN:293046-2