Espárragos de la cocina de huerta de Arcos de la Frontera

La gastronomía más típica de Arcos de la Frontera

La gastronomía de Arcos de la Frontera está muy influenciada por las distintas civilizaciones y culturas que han pasado por la localidad. Esto ha sabido combinarse con el maravilloso clima y la abundancia de productos que genera su tierra, consiguiendo platos muy variados y deliciosos.

Todo esto, ha propiciado que en Arcos de la Frontera puedas probar unos platos que se enmarcan en lo que se conoce como “cocina de la huerta”, la cual combina verduras y legumbres. No obstante, no hay que olvidar la otra modalidad con la que cuentan, conocida como “guiso mediterráneo” y compuesta por arroz caldoso con carne o pescado y especias aromáticas. Podrás comprobar en sus ingredientes y su sabor que estos platos están ligados a la sierra y al mar, consiguiendo una influencia exquisita de ambos.

Además de la “cocina de la huerta”, Arcos tiene una buena “cultura del cerdo”. Esta se ha ido perdiendo con el paso del tiempo, pero eso no quita que puedas disfrutar de sus deliciosas chacinas y tapas en los restaurantes del pueblo, así como de sus consistentes guisos llamados berzas.

A estos maravillosos productos, hay que añadir dos de los más exquisitos de Arcos. Por un lado, están los quesos, y por otro, los vinos de la tierra. La combinación de estos supone un manjar que no te puedes perder. Podrás realizar un maridaje en el que acompañes el queso con el vino, teniendo presente la máxima para una combinación armoniosa, la cual dice que a mayor curación del queso, mayor crianza y cuerpo del vino.

A continuación, encontrarás los platos y productos más tradicionales de Arcos de la Frontera, de esta forma sabrás qué es lo que más te llama la atención y no necesitarás ni pedir la carta cuando te sientes en uno de sus restaurantes a disfrutar una buena comida. Pero recuerda dejar sitio para el postre, ya que Arcos cuenta con una famosa y reconocida repostería.

La gastronomía más típica de Arcos de la Frontera

Cocina de la huerta de Arcos de la Frontera

La gastronomía arcense está compuesta, como ya sabes, por productos típicos de la tierra, algunos muy importantes y preciados, entre los que destacan las tagarninas, los espárragos y las frutas. Con estos productos de la tierra se elaboran deliciosos platos, entre los que te será difícil decidir a la hora de probar uno u otro.

Uno de estos platos es la alboronía, compuesta por calabazas, tomates y garbanzos. Además, esta delicia suele llevar también alguno de los siguientes ingredientes: berenjena, calabacín, cebolla, ajo, pimentón, aceite, pimienta y sal. Con estos productos se elabora un sofrito que, posteriormente, se rehoga en una cazuela, donde se deja cocer unos cuantos minutos. Es un plato 100% vegetariano que te encantará por sí solo, pero que podrás coronar picándole un huevo duro para darle un toque diferente.

El siguiente, el abajao, es uno de los platos más auténticos de Arcos de la Frontera. Se trata de una sopa compuesta con pan y espárragos trigueros como productos principales, y que además lleva cebolla, tomate, pimiento, ajo, huevo, agua, aceite y sal. Podrás encontrarlo también en otros lugares de la provincia de Cádiz, donde le añaden patatas, creando una especie de tortilla en lugar de una sopa.

La receta del abajao es tradicional de la Sierra de Cádiz y una de las más emblemáticas de Arcos de la Frontera. En sus inicios era un plato típico entre los agricultores cuando iban a trabajar las tierras, y los huevos solo se los añadían las personas más pudientes. Se dice que es un “plato de aprovechamiento”, ya que se le pueden agregar otros ingredientes, como el pimiento rojo, las judías verdes o incluso el queso. Y, al igual que la alboronía, es vegetariano.

Primo hermano del abajao, encontrarás el ajo molinero, una variante del ajo campero. Este es un plato típico de la época de Carnaval y que está compuesto por pan, tomates maduros, ajo, pimiento, sal y aceite de oliva.

Además, el Ayuntamiento de Arcos lo promociona como tapa típica de la localidad y puede ser degustado en muchos de los restaurantes y bares del pueblo.

Por último, otro plato característico de la huerta de Arcos de la Frontera, que además es tradicional de otras muchas partes de Andalucía, es el gazpacho. Este se compone de tomate, pepino, pimiento, cebolla, ajo, aceite de oliva, vinagre y agua. Según los tomates, si son más o menos maduros, su color cambia de rojo a naranja pálido. Es un plato vegano que se sirve frío, por lo que preferirás tomarlo durante los días de verano.

El origen del gazpacho no se conoce con certeza, pero se asocia al interior de Andalucía, donde existe gran diversidad de productos de la huerta y aceite de oliva. Por esto, se conoce esta variedad como gazpacho andaluz.

El gazpacho original (pan desmigado, aceite de oliva y vinagre) ha sido un alimento fundamental de los campesinos del sur de España durante siglos. No fue hasta el siglo XIX cuando se le añadió el tomate, y poco a poco se le fueron sumando el resto de ingredientes. Este se ha ido desarrollando de forma diferente en la geografía española, dando lugar a gazpachos fríos y calientes, pero el más famoso que puedes probar es el que hay en Andalucía.

Cultura del cerdo de Arcos de la Frontera

Lo que se conoce como cultura del cerdo no está presente en muchos platos típicos de Arcos de la Frontera, sin embargo, sí se hace notar en una gran variedad de productos.

Se engloban en las chacinas que provienen del cerdo, elaboradas de forma artesanal y muy representativas de la localidad. Con estas se llevan a cabo muchas de las tapas que podrás degustar en los restaurantes y bares del pueblo. Además, tendrás la oportunidad de comprar alguna como souvenir para disfrutarla desde casa, y así recordar de una forma muy agradable tu visita a Arcos de la Frontera.

Finalmente, existen algunos platos que se hacen con productos extraídos del cerdo. Estos son, de forma general, las berzas, que cuentan con carne de cerdo, tocino y morcilla, entre otros productos.

Si lo que te gusta es este tipo de cocina, no te puedes quedar sin probar una de las tapas o berzas de Arcos de la Frontera.

Quesos con frutas de Arcos de la Frontera

Quesos y vinos de Arcos de la Frontera

En lo que respecta a los quesos, en Arcos de la Frontera, al igual que en otras poblaciones de la Sierra de Cádiz, puedes degustar unos magníficos quesos. El más típico del lugar es el queso de cabra payoya emborrado en trigo, elaborado de forma artesanal y que podrás degustar como tapa en los restaurantes y bares del pueblo.

El queso de cabra de Arcos de la Frontera es suave, aromático, de textura uniforme y masa compacta. Se trata de un queso de alto valor ecológico, que, en alguna ocasión, ha ganado el premio al Mejor Queso de España de Producción Ecológica.

Lo más normal es degustar estos tipos de quesos en tapas, pero también podrás combinarlos con frutas a modo de postre, algo muy apreciado por los más sibaritas. Esto es típico en Francia, y Arcos de la Frontera ha querido imitarlo para que puedas disfrutar de este alimento de una manera diferente.

Con respecto a los vinos, Arcos de la Frontera cuenta con unos caldos de muy buena calidad. En la localidad se cultiva una uva tinta autóctona, que hoy en día está presente en muchos de los cultivos de la Campiña de Jerez.

Además, los primeros vinos de Andalucía embotellados fueron de Arcos de la Frontera.

Entre la variedad de caldos que puedes probar en este pueblo, los más característicos son el vino blanco seco, el vino blanco dulce y el vino tinto de crianza. 

Combinando el queso y el vino disfrutarás de una perfecta armonía en la que, como ya te he comentado, tendrás que tener claro el principio de que a mayor curación del queso, mayor crianza y cuerpo del vino.

Pastas de Arcos de la Frontera

Repostería de Arcos de la Frontera

Para terminar con un sabor dulce, podrás degustar la repostería de este pueblo. Los dulces típicos de Arcos de la Frontera son los que elaboran las Monjas Mercedarias, entre los que destacan los pestiños y las pastas.

Sin embargo, uno de los dulces más tradicionales de esta localidad es el bollo de Semana Santa o bollo de Arcos. Este es típico de la Semana Santa de Arcos de la Frontera y su origen viene, probablemente, de la época musulmana.

Gran parte de la fama de los bollos de Semana Santa se la merece Cristito Gómez, una vecina de Arcos de la Frontera que comenzó a hacerlos con una receta que heredó de su madre. Los vendía en la época de Cuaresma, lo que les dió el nombre, y tuvieron gran repercusión en el pueblo.

Dependiendo de dónde pruebes este dulce, lo podrás encontrar con forma de bollo o de rosco. Pero, con independencia de su forma, no podrás quedarte sin probar esta maravilla de la gastronomía de Arcos de la Frontera, la cual pondrá el broche de oro al resto de delicias y manjares que te ofrece esta tierra.

Suscríbete y descubre los lugares más únicos relacionados con Arcos de la Frontera

Recibe en tu correo electrónico lugares y experiencias que nunca imaginaste. Una forma ideal de empezar a planificar todos los sitios que quieres descubrir cercanos a Arcos de la Frontera.

Tu viaje no ha hecho más que empezar, aún te quedan muchas experiencias por vivir.

El responsable, RURAL SIERRA Y SOL, S.L., recoge estos datos a través del formulario para la Finalidad del tratamiento de los datos personales. Al marcar la casilla de aceptación das tu consentimiento. Esta información podrá ser almacenada en Destinatarios. Tienes derecho a ejercitar los derechos de acceso, oposición, rectificación y cancelación reconocidos en el citado Reglamento (UE). Puedes ver más sobre la Política de Privacidad.
Encuentra casas rurales para disfrutar de Arcos de la Frontera
Todas las casas rurales y otros alojamientos rurales para que puedas vivir todo lo que te ofrece Arcos de la Frontera

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El responsable, RURAL SIERRA Y SOL, S.L., recoge estos datos a través del formulario para la Finalidad del tratamiento de los datos personales. Al marcar la casilla de aceptación das tu consentimiento. Esta información podrá ser almacenada en Destinatarios. Tienes derecho a ejercitar los derechos de acceso, oposición, rectificación y cancelación reconocidos en el citado Reglamento (UE). Puedes ver más sobre la Política de Privacidad.