Qué hacer y qué ver en Genalguacil


El municipio de Genalguacil está situado al oeste de la provincia de Málaga, integrado en la comarca de la Serranía de Ronda, en el valle del Genal

Con 32 km2, Genalguacil limita al norte con el municipio de Jubrique, al este con Estepona, al sur con Casares y al oeste con Benarrabá.

Se extiende desde el margen izquierdo del río Genal hasta las cumbres de Sierra Bermeja, sobre un territorio abrupto y empinado, donde sus puntos más altos son el Pico de Los Reales con 1.449 metros, El Porrejón con 1.210 metros y el Puerto de Peñas Blancas con 1.010 metros. 

Las tierras de Genalguacil son bañadas por el río Almarchal, así como por el arroyo de la Posada y el arroyo Almeses, tributarios del río Genal. 

Genalguacil es un lugar de gran belleza, relativamente próximo al mar, pero en plena Serranía de Ronda, rodeado de un frondoso paisaje de montaña, donde crecen castaños, alcornoques, quejigos y pinsapos. Cerca del 90% de su superficie es terreno forestal y en él se ubica uno de los mayores bosques de pinsapos de la Serranía de Ronda.

El pueblo de Genalguacil está situado a 400 metros de altura y dista unos 45 km de Ronda y 120 km de Málaga. Se extiende en pendiente por la ladera de una pequeña formación montañosa, con calles pendientes, sinuosas e intrincadas, algunas de ellas escalonadas, con viviendas de baja altura y fachadas encaladas. Es considerado Pueblo Museo por el número de obras de arte que tiene repartidas por sus calles.

Historia de Genalguacil

La presencia del hombre en el término municipal de Genalguacil se remonta a las épocas fenicia y helénica, tal y como atestiguan los hallazgos encontrados en los llamados Reales Chicos, así como la existencia de minas de oro y de plata, hoy agotadas. 

Sin embargo, la mayor influencia en el pueblo se debe a la época musulmana, tanto en su fisionomía como en su toponimia. De esta época proviene el nombre actual de Genalguacil, el cual entonces era Genna-Alwacir, que significa “Jardines del Visir”.

Tras su conquista por parte de los Reyes Católicos, la población musulmana siguió residiendo en Genalguacil, en calidad de mudéjares. Tras la rebelión y expulsión de los moriscos en 1570, Genalguacil fue repoblado por cristianos llegados de otras zonas. Se piensa que en esta zona fue en la que murió el noble Alonso de Aguilar a manos del jefe morisco Feri de Benestepar durante dicha rebelión.

En 1586, Genalguacil aparecía en los censos eclesiásticos como solariego del Duque de Arcos. La población obtuvo la cédula de villazgo, pero se desconoce el monarca que la concedió y la fecha.

Hoy en día Genalguacil es considerado un Pueblo Museo, gracias al gran número de obras de arte que tiene repartidas por sus calles. Esto es debido a los Encuentros de Arte que organiza cada dos años, en el que los artistas invitados dejan como patrimonio de la localidad las obras que realizan en ella.


Ver casas rurales relacionadas

Qué ver en Genalguacil

Lo primero que tendrás que ver a tu llegada al pueblo de Genalguacil las piezas de arte expuestas en cada rincón, de todo tipo y con gran originalidad. Es por ello que el pueblo es conocido como Pueblo Museo.

El origen de todas estas obras de arte está en la congregación que cada dos años, artistas de todos los lugares celebran durante una semana en la primera quincena de agosto, elaborando distintas piezas de arte que luego permanecen expuestas en las calles de Genalguacil para disfrute de vecinos y visitantes, un auténtico museo al aire libre. 

De esta forma, al pasear por las calles empedradas de Genalguacil, te encontrarás pinturas en las paredes, esculturas, troncos tallados, etc., que se integran con el entorno. Podrás ver estos manifiestos artísticos en detalles como los números de las casas, los nombres de las calles, algunos bancos para sentarse o incluso chimeneas, mostrando un toque artístico u original.

De una época más antigua, pero no por ello siendo menos artística,también dentro del pueblo de Genalguacil encontrarás la Iglesia de San Pedro de Verona, construida en el siglo XVII, reconstruida en el XVIII y tuvo reformas de menor calado en épocas posteriores. La iglesia original data del siglo XVI, pero ésta fue incendiada y destruida durante la rebelión morisca. Es de estilo barroco académico y clasicista, con algunos detalles de estilo mudéjar, consta de tres naves separadas por arcos de medio punto y con una sencilla armadura de madera en la nave central. En su exterior destaca su torre de planta octogonal.


Ver casas rurales relacionadas

Qué hacer en Genalguacil

Una vez ya has dado un paseo por las calles de Genalguacil y contemplado todas las obras de arte que hay en expuestas en sus calles, podrás aprender más sobre el arte de la localidad visitando el Museo de Arte Contemporáneo Fernando Centeno López. En este museo se exponen las obras realizadas en los Encuentros de Arte que no pueden mostrarse en las calles y que, por tanto, son obras de interior. El museo es también un lugar de exposiciones temporales a lo largo de todo el año.

Pasando del aspecto local al municipal, Genalguacil cuenta con espacios naturales de enorme valor ecológico y belleza, con bosques de castaños, pinos, alcornoques y pinsapos, donde podrás encontrar un clima de paz y tranquilidad.

Podrás apreciar los núcleos poblacionales y sus entornos naturales de Gaucín, Benarrabá, Algatocín y Genalguacil, entre otros, gracias a los sucesivos miradores que se encuentran en el valle del Genal. Sus blancos caseríos rodeados de árboles y grises crestas, los puertos y lomas, así como los recodos y valles, te ofrecerán la posibilidad de obtener una buena colección de imágenes de un paisaje muy bien conservado donde aparecen por doquier las huellas de las tradiciones ancestrales.

Para que puedas explorar y adentrarte en el interior del entorno natural de Genalguacil, existen una serie de rutas de senderismo donde podrás formar parte de los paisajes más bellos del valle del Genal.

Una de estas rutas es la Ruta Genalguacil - Prado de la Escribana PR-A 240, lineal y con 7 km de distancia. El camino baja de forma continuada entre alcornoques desde donde podrás apreciar las afiladas cumbres de Sierra Bermeja y, un poco más al sur, la Sierra Crestellina. El final de la ruta en el descansadero Prado de la Escribana, te mostrará uno de los parajes más singulares del valle del Genal, donde es posible el baño en verano.

Entre el valle del Genal y Sierra Bermeja, transcurre la Ruta Genalguacil - Jubrique PR-A 241, también de recorrido lineal. Cuenta con espesos bosques de castaños, encinas, alcornoques, cerezos y otros árboles frutales, así como una variada vegetación de ribera en el entorno del río Monardilla y el río Redondillo.

También hay una ruta que podrás realizar en bicicleta de montaña, la Ruta Genalguacil - Los Reales PR-A 242. Es una ruta lineal de un fácil y cómodo recorrido, que discurre por un carril asfaltado desde la salida de Genalguacil hasta el Área Recreativa Los Reales, donde lo más duro es la subida desde Ocenejo hasta el final.

Además de estas rutas, por Genalguacil transcurren dos etapas de la Gran Senda de Málaga, las cuales conectan unos municipios con otros a través de rutas por espacios naturales.

  • Etapa 27, Benalauría - Genalguacil - Es una etapa de 11,6 km que transcurre  desde la salida del pueblo de Benalauría, con continuos bosques de alcornoques y pinos resineros en las solanas, y quejigos y castaños en las umbrías, que en primavera y verano presentan tonos verdes y en otoño toda una gama de ocres y rojos. Los castaños serán tus compañeros en casi todo el recorrido hasta alcanzar Genalguacil, que destaca con su blancura en medio del bosque. Este es un recorrido en V, inicialmente descendiendo y cruzando los arroyos tributarios del río Genal, hasta las inmediaciones de éste donde predominan las huertas y los bosques galería, para luego ascender hasta Genalguacil con fuertes pendientes, desarrollándose todo el itinerario con un paisaje forestal de gran belleza.
  • Etapa 28, Genalguacil - Casares - Con una longitud de 20,5 km, discurre, partiendo de Genalguacil, por las estribaciones norte de Los Reales de Sierra Bermeja y de Sierra Crestellina, rodeada de una variada vegetación en la que, debido al alto grado de humedad existente, proliferan diversos tipos de helechos en todas las estaciones del año. El itinerario te llevará desde los frondosos bosques de umbría en el valle del Genal hasta dar vista al Estrecho de Gibraltar. Es un recorrido de bosques durante todo el trayecto, más o menos adehesado de alcornoques, castaños y quejigos, con arroyos y ríos que lo vertebran, especialmente el río Almarchal. También podrás apreciar numerosas huertas y vegas, de las que sobresalen las de mitad del recorrido, en el Molino de los Zaharames y en Los Pepes, ambos enclaves de un enorme valor etnográfico.

Por último, en el caso de que quieras practicar deporte pero sin salir del pueblo, Genalguacil te proporciona un polideportivo y una piscina municipal. Además, a mediados de agosto se celebran las 24 horas deportivas de fútbol sala.


Ver casas rurales relacionadas

Fiestas tradicionales y celebraciones de Genalguacil

Has tenido la oportunidad de conocer el arte que contempla Genalguacil como Pueblo Museo, el entorno natural gracias distintas rutas de senderismo y es el momento de que puedas aprender sobre las tradiciones de un pueblo de la Serranía de Ronda a través de distintas fiestas y celebraciones a lo largo del año.

El calendario se inicia el 2 de febrero con la Candelaria, para más tarde, dentro del mismo mes, celebrar los Carnavales, fiesta que se celebra también en otras partes de España. 

Ya en primavera, en el mes de marzo o abril, dependiendo del año, tiene lugar la Semana Santa, la cual es una celebración a nivel nacional. Uno de los momentos más singulares de esta semana en Genalguacil es el encuentro entre la Virgen María y el Niño Jesús, conocido como el Huerto del Niño y que tiene lugar el Domingo de Resurrección. Este día la tradición del trabajo agrícola se une a la devoción por la resurrección de Cristo, en un acto muy emotivo con gran participación popular. 

El 29 de abril se celebran las Fiestas patronales de San Pedro Mártir de Verona. Se realiza una procesión en la que, cuando pasa el santo por las calles de Genalguacil, se le arroja arroz desde los balcones al tiempo que se lanzan cohetes. La festividad concluye con una verbena en la plaza del pueblo.

Dando paso al verano, tiene lugar la Romería de San Juan, que se celebra el fin de semana más próximo al 24 de junio en un amplio espacio situado en la confluencia del río Genal y el río Almarchal, el llamado Llano de la Escribana. Mucha gente se queda en acampada cerca del río y empieza la época de baño en este. La celebración se hace conjuntamente por los pueblos de Genalguacil y de Benarrabá, en la que se organiza una verbena con distintas actividades.

Con una secuencia bienal y en la primera quincena de agosto, durante dos semanas tiene lugar en Genalguacil el Encuentros de Arte del valle del Genal. Durante su celebración el Ayuntamiento ofrece a los artistas alojamiento, comida y materiales; a su vez, estos ceden al pueblo las obras elaboradas para su exposición. Estos encuentros se complementan con una variada agenda de actividades culturales, entre las que podrás encontrar actuaciones musicales, representaciones teatrales, pasacalles, conferencias, talleres de cerámica, cine, pintura o gastronomía.

Las dos últimas celebraciones con especial relevancia en Genalguacil, son el Tostón, en noviembre con un tostón de castañas, y las Comparsas en los meses de Navidad.


Ver casas rurales relacionadas

Gastronomía y artesanía de Genalguacil

La gastronomía de Genalguacil, como la de los pueblos del valle del Genal, está ligada a la estacionalidad. Así, la primavera te ofrece los guisos con hierbas silvestres como tagarninas, hinojos, collejas o espárragos trigueros. Mientras en otoño, las setas fritas. 

Durante todo el año son platos típicos las ollas serranas, los potajes de garbanzos, los guisos de conejo, así como todos los platos y embutidos procedentes del cerdo. También hay que destacar las sopas de tomate, el gazpacho caliente, los revueltos de ajetes y setas, el salmorejo de carne y las chacinas en general.

En la repostería de Genalguacil sobresalen los dulces caseros y los buñuelos.

Como bebidas típicas están el aguardiente y el mosto del terreno.

En lo que respecta a la artesanía, Genalguacil cuenta con un Centro de Artesanía, cuyo objetivo es impulsar el trabajo tradicional de los artesanos locales.

En Genalguacil se producen artesanalmente artículos de anea y corcho, canastos de varetas de oliva y caña, y esencias naturales.


Ver casas rurales relacionadas

Pequeño Hotel con Encanto en Genalguacil

Genalguacil, Málaga

Desde 25 €/pers

Chimenea
Chimenea Mascotas

Apartamento Rural en Genalguacil, con estufa de leña

Genalguacil, Málaga

Desde 16 €/pers

Chimenea Mascotas
Chimenea Mascotas

Ruralsierrasol.es todos los derechos reservados, Rural Sierra y Sol Camino de la Estación, 6 / Tel. 952 071 216 / Fax 952 274 331 / 29710 - Periana (Málaga). CIF B-92753649 CIAN:293046-2