Un recorrido por el Valle del Genal


Visitar los pueblos blancos del Valle del Genal es una de esas experiencias que ningún aficionado al turismo rural debería perderse. Y es que esta región situada a pocos kilómetros de Ronda ofrece al visitante algo nuevo que descubrir a cada paso. Magníficos paisajes, calles de tradición árabe, patios llenos de colores y encantadoras casitas de color blanco que caracterizan a todos sus pueblos de la zona. Un paisaje que aunque es digno de visitarse en cualquier estación, ofrece panorámicas especialmente bellas en los meses de otoño debido al color rojizo que adquiere la vegetación en la que predominan los bosques de castaños. Un paisaje que se funde con las aguas cristalinas de los arroyos en los que el caminante puede refrescarse durante la ruta.

Su recorrido se puede dividir en Alto Genal y Bajo Genal. En la primera parte pasa por Igualeja, Pujerra, Parauta, Cartajima, Júzcar, Faraján y Alpandeire, mientras que en la segunda parte por Atajate, Benadalid, Benalauría, Algatocín, Benarrabá, Gaucín, Jubrique y Genalguacil.

Recorrido del Valle del Genal

El Valle del Genal cuenta con un itinerario que alcanza dieciséis pueblos y que no deja indiferente a nadie. Para ello, puedes tomar como punto de partida el curso del río desde el Alto Genal. Esta ruta lleva hasta la carretera paisajística de la Serranía de Ronda que continúa por la vía histórica entre Ronda y Algeciras en cuyos laterales se van situando los diferentes pueblos de la ruta.

Atajate será la primera parada después de Ronda. Un pueblo que destaca por su excelente gastronomía y por la elaboración de dulces tradicionales como el queso de almendra.

La siguiente parada en el camino es Benadalid donde estamos obligados a entrar para visitar la Iglesia Parroquial de San Isidoro, su preciosa plaza y el Castillo de Benadalid de origen árabe que cuenta con un cementerio dentro. Pero donde realmente podrás contemplar las mejores vistas de toda la ruta es en Algatocín. Desde la torre de la Iglesia de Nuestra Señora del Rosario podremos ver una magnífica panorámica del Valle del Genal y del Valle del Guadiaro. Una población que destaca además por sus casas del siglo XVIII de fachadas porticadas.

Siguiendo el curso del río, llegaremos a la unión de los pueblos de Genalguacil y Benarrabá, solamente separados por la hondonada del paso del río que a lo largo de miles de años ha ido excavando este precioso valle. Genalguacil llama la atención por su entramado de calles y casas de blancas fachadas de origen morisco. De hecho es el único pueblo de toda la provincia de Málaga considerado como museo vivo por completo. Por su parte, Benarrabá cuenta con una frondosa vegetación y una variada fauna, además de diversas construcciones de origen árabe. Un conjunto de impresionante belleza donde la naturaleza y la historia envuelven al visitante con su magia.

Por último, llegamos a Gaucín, donde su castillo nos sorprende con una magnífica panorámica de la Costa del Sol y de a Casares, un encantador pueblo de montaña, cuna de Blas Infante que se asoma al litoral a través de diversas sierras y restos históricos.


Ver casas rurales relacionadas

Flora y fauna del Valle del Genal

La especie forestal más característica del Valle del Genal es el castaño, aunque podemos encontrar otros como el quejigo, el alcornoque, el pino de Monterrey, encinas, matorral de jaras y brezos.

Entre la fauna encontramos especies como el corzo, el tejón, la nutria, el meloncillo, el gato montés, el águila real, el buitre leonado, el búho real, el mirlo acuático y la trucha.


Ver casas rurales relacionadas

Hacienda La Herriza * * * *

Gaucin, Málaga

Desde 32 €/pers

Chimenea MascotasPiscina

Posada Mirador de Jubrique

Jubrique, Málaga

Desde 20 €/pers

Chimenea Mascotas
Chimenea Mascotas

Ruralsierrasol.es todos los derechos reservados, Rural Sierra y Sol Camino de la Estación, 6 / Tel. 952 071 216 / Fax 952 274 331 / 29710 - Periana (Málaga). CIF B-92753649 CIAN:293046-2