Ronda Romántica en Mayo, fiesta de los bandoleros

La Real Feria de Mayo de Ronda es la segunda más antigua de Andalucía. Por este motivo y para darle el realce que esta tradicional fiesta siempre ha tenido, este año la ciudad viajará de nuevo al pasado, a la Época Romántica, a través del ambiente histórico y cultural que la caracterizaba entonces. Un encuentro con el más genuino pasado de una tierra llena de leyendas, que se han convertido en sus señas de identidad y que tendrá lugar entre los días 31 de mayo y 2 de junio. Y para disfrutar de ello, solamente tienes que reservar tu estancia alguna de las muchas casas rurales en Ronda que se encuentran repartidas por la comarca.

Durante los siglos XVII y XIX Ronda fue uno de los lugares favoritos de los viajeros románticos, que llegaban atraídos por su leyenda anclada en el tiempo, por la figura del flamenco y del bandolero y por la tradición de la tauromaquia. Ahora, la feria Ronda Romántica quiere recuperar y dar a conocer tanto a los propios locales como a los visitantes la imagen que hechizó tiempo atrás a escritores e intelectuales, de manera que sirva como aprendizaje y conmemoración de la cultura y de las tradiciones rondeñas.

Una propuesta conjunta entre el Museo del Bandolero, la Asociación mercado de época Típico de Andalucía, el Museo del Bandolero y el Centro de Estudios de Ronda y la Serranía, y en la que colaboran otros colectivos y consistorios de la zona. Nada menos que 5.000 personas, entre artistas, empresarios, figurantes, jinetes y demás harán realidad este proyecto.

De esta forma, las calles de la localidad se convertirán en un gran escenario donde se representarán escenas de la época y donde los rondeños se vestirán con los trajes goyescos y ropas propias de los bandoleros y arrieros.

Uno de los actos más importantes de la fiesta de los bandoleros será el pasacalles que inaugurará la celebración y en el que agentes de policía y de la Gurdia Civil a caballo ataviados con trajes típicos de la época irán acompañados de miembros de asociaciones de bandoleros de toda España, damas goyescas y doscientos jinetes a caballo.

Durante las fiestas se colocarán stands con productos de artesanía y de comida tradicionales, se organizarán concursos para fomentar la participación de los asistentes y se ofrecerán platos típicos de la gastronomía andaluza. Y todo ello con el máximo rigor histórico. De hecho, no podrá utilizarse luz eléctrica en los escenarios y la leña se distribuirá por los stands a lomos de un burro. Además, el visitante podrá admirar el ganado, ver exhibiciones de caballos, degustar productos de la tierra como vinos, embutidos o quesos, y disfrutar de un amplio abanico de actividades más que le y transportarán de forma inevitable a la época Romántica de la localidad.

Be Sociable, Share!